Un Blog de Chistes

– Papa, ¿porque me llamo Siguiente?
– Para que nunca tengas que hacer colas

-Smith, homicidios. ¿Qué tenemos?
-El médico. Posible suicidio.
-¿Ha dejado nota?
-Sí.
-¿Qué pone?
-Ni idea.
-Busquen a un farmacéutico

– ¿En qué piensas, cariño?
– ¿Qué pasa, que quieres discutir?

—Tengo el poder de la llama.
—¿Dominas el fuego?
—Escupo al hablar.

– ¿Quien es?
– El padre de tus hijos, abre.
– No, hoy no necesito butano.
– Que soy Antonio, tu marido.
– ¡¡Joder, pues no me líes!!

– Nos hemos confundido y en lugar de operarle la rodilla le hemos cambiado de sexo, Sr. López. ¿Qué quiere que hagamos?
– No sé, tú sabrás.

– Mi mujer quiso salir a la cubierta del yate y se golpeó con la ventana.
– Escotilla
– Muchísimo y además torpe que te cagas.

– He inventado un aparato para elevar el coche y cambiar una rueda.
– OK! Como le llamaremos? Elevador? Levantacoches?
– Gato.
– Pos vale

– Madre, soy influencer.
– ¿Eh?
– Que me grabo haciendo el idiota.
– Ah.

—Está Vd. en los huesos, debería comer más.
—Doctor, está mirando la radiografía.
—Disculpe.